Jujuy OnLine Noticias

Absolvieron Julio De Vido y Ricardo Echegaray por el caso de la valija de Antonini Wilson

La Justicia absolvió a los exfuncionarios kirchneristas, Julio De Vido, y Ricardo Echegaray, y condenó a a cuatro años y seis meses de prisión a Claudio Uberti por “contrabando de divisas”, en el juicio por el escándalo de Guido Antonini Wilson. La resolución fue 16 años después de que el empresario venezolano tratara de entrar a la Argentina por el aeropuerto de Ezeiza con una valija que llevaba 800 mil dólares, después de aterrizar de un vuelo. El caso se volvió un escándalo internacional sin precedentes, que llevó a juicio a varios exfuncionarios del gobierno de Néstor Kirchner.

El Tribunal Oral en lo Penal Económico 1 leyó el fallo de las resoluciones en el proceso a los extitulares de Planificación Federal, Dirección General de Aduanas y Órgano de Control de Concesiones Viales (Occovi), en el proceso que se desarrolló en la sala AMIA de los tribunales federales de Comodoro Py.

El debate empezó en marzo de este año, llevado a cabo por los jueces Diego García Berro, Ignacio Fornari y Luis Losada. Durante estos meses fueron juzgados De Vido; Echegaray y Uberti, además de funcionarios aduaneros. Vale recordar que Antonini Wilson, el principal acusado, no compareció en el juicio porque está prófugo de la Justicia argentina, está exiliado en Miami.

En la etapa de alegatos el fiscal Marcelo Agüero Vera dijo que el intento de ingresar dinero a la Argentina vino desde Venezuela “a pedido de Uberti” y “por orden y disposición de De Vido”. Por eso, no pidió pena para Echegaray tras considerar que no había pruebas en su contra.

En cambio, el representante del Ministerio Público pidió que De Vido fuera condenado a cinco años de prisión por el delito de “contrabando de divisas” a raíz del ingreso a la Argentina del empresario venezolano. En la etapa final del juicio Agüero Vera reclamó también cuatro años y diez meses de prisión para Uberti por el mismo delito.

La figura penal es “tentativa de contrabando de importación de divisas, agravado por haber intervenido más de tres o más personas y por tratarse los imputados de funcionarios públicos”, cuya pena en expectativa va de los dos a los ocho años de prisión. Además el fiscal pidió para De Vido y Uberti las penas de tres y dos años de inhabilitación para el ejercicio del comercio y para ejercer cargos públicos.

El fiscal pidió dos años de prisión en suspenso por el delito de “encubrimiento” para el jefe de División de Fiscalización y Operativa Aduanera de la División Aeroparque de la AFIP-DGA, Guillermo David Lucángeli; la responsable de Control Aduanero de la Oficina Aeroparque, María Cristina Gallini; el exfuncionario aduanero, Jorge Lamastra; y la directora de Fiscalización y Operativa Aduanera de la Dirección Aduana de Ezeiza, Rosa Nélida García. Finalmente recibieron penas de entre un año y diez meses de prisión en suspenso, por “encubrimiento de contrabando agravado”

El misterio de la valija con “libros” que terminó en un escándalo internacional
El avión en el que viajaba Guido Antonini Wilson aterrizó a las 2:38 de la madrugada del 4 de agosto del 2007. El hombre llevaba consigo una valija que parecía pesada. Jorge Lamastra, un trabajador aduanero, fue quien se negó a pasar la maleta del empresario por el escáner. A un policía de la PSA le pareció raro y decidió intervenir.

El agente de seguridad le preguntó a Antonini qué llevaba adentro. Él le respondió que tenía libros, pero cuando abrieron la valija descubrieron que llevaba muchísimos billetes estadounidenses. En total eran 790.550 dólares.

En el vuelo también viajaban Uberti, Victoria Carolina Bereziuk (secretaria privada del ex titular del OCCOVI que fue sobreseída), Exequiel Omar Espinosa (por entonces presidente de ENARSA) y los ciudadanos venezolanos Daniel David Uzcátegui Spetch, Ruth Behrends Ramírez, Nelly Cardozo Sánchez y Wilfredo Ávila Drie, quienes estaban vinculados a la petrolera venezolana PDVSA.

Antonini Wilson fue trasladado de inmediato a una oficina donde se contó el dinero. Uzcátegui Specht fue testigo de toda la situación. Luego se sumaron a la requisa los otros funcionarios aduaneros implicados en el juicio.

Cuando terminó el operativo y se firmó el acta, cerca de las 05:00, los otros pasajeros ya se habían ido del aeropuerto. Sin embargo, el chofer de Uberti esperó a Antonini Wilson y lo trasladó hasta el hotel Sofitel.

Luego del episodio el empresario participó de un acto en la Casa Rosada. Días después, dejó el país y viajó a la ciudad estadounidense de Miami. Desde entonces, el Poder Judicial reclamó su extradición, sin éxito, por lo que sigue prófugo de la Justicia argentina.

La investigación duró trece años y estuvo a punto de prescribir, pero la Justicia reflotó la causa y finalmente llegó a un debate oral, después de largos 16 años.

Relacionadas

Perpetua para el femicida de Daniela Canela en San Pedro de Jujuy

Editor

Revocaron el sobreseimiento a Cristina Kirchner en la causa por lavado de activos

Editor

Caso María Luz Herrera: El novio se quebró en llanto y pidió declarar

Editor